Cómo cultivar patatas con sacos


En el artículo de hoy voy a contarte mi experiencia en la práctica de cultivar patatas con sacos, lo cual es algo que podemos hacer en casa con una mínima inversión. A diferencia de otros blogs, tras varios experimentos, quiero contarte las claves para que sea todo un éxito.

cultivar patatas con sacos

Con este método podrás cultivar patatas en cualquier balcón, terraza, patio o sitio donde tengamos exposición solar como, por ejemplo, en las huertas urbanas. A continuación vamos a ver los materiales que necesitaremos.

Materiales

Para llevar a cabo este cultivo necesitaremos un saco, es preferible que este sea de algún material como la tela o la fibra, son algo mas caros que los convencionales pero los de plástico o similar se degradan con el sol y al final es todo mas complicado.

En cuanto a la tierra preferiblemente una tierra suelta, con buena cantidad de materia orgánica aunque, si nuestra tierra no la tiene, podemos aportarle un poco de humus de lombriz. También seria interesante que tenga un buen drenaje.

Por último debemos escoger la variedad de patata que queremos sembrar y tener disponibilidad de agua reposada o de lluvia, para que la planta se desarrolle mejor.

cultivar patatas en casa

Proceso paso a paso

Es muy sencillo puesto que, una vez tenemos el saco lo doblaremos hasta la base. Posteriormente debemos ir aplicando tierra conforme la planta crece, con esto lograremos una mayor producción puesto que estaremos realizando  lo que habitualmente se conoce como aporcado y se realiza en el cultivo convencional para que la producción de patata sea más abundante.

Como una imagen vale más que mil palabras aquí te dejo la primera parte del experimento, con el proceso paso a paso y explicado al detalle.

¿Cada cuánto regar?

Esto es algo que siempre puede variar, ya que dependiendo de tu clima el cultivo necesitará agua en mayor o menor cantidad. Por regla general y ,en un clima soleado como el mío, con 2 riegos a la semana es suficiente, pero si algún día aprieta mucho el sol y la tierra pierde la humedad por completo podemos aplicar un riego extra.

Por lo tanto, es necesario regar 2 veces a la semana sin excedernos, ya que simplemente hay que mantener la tierra húmeda.

Resultados

Pasados unos meses la planta terminará su ciclo y comenzará a presentar unos colores amarillos tirando a marrón, eso quiere decir que ya podemos recoger nuestra cosecha.

Nuevamente te dejo un video con los resultados y los errores que cometí para que a ti no te pasen y tengas una estupenda cosecha.

¿Qué te parece cultivar patatas con sacos? Espero tus comentarios y no olvides ayudarme a difundirlo. Puedes compartirlo en tus redes sociales y seguirme en mi canal de YouTube.

Deja un comentario